Aquí, París!

 

(Este post debería haberse publicado el 21 de mayo)

Después de 10 horas de bus desde Belo Horizonte a San Pablo, llegamos a la rodviaria. Sólo teníamos cinco minutos para sacar el pasaje del micro que te lleva al aeropuerto internacional Guarulhos y correr hasta la dársena correspondiente. Llegamos justo cuando el micro estaba cerrando sus puertas, pero nos esperó y pudimos salir a tiempo.
Mientras estábamos en el aeropuerto esperando para hacer el check in (aunque faltaban como 4 horas), se nos acercó una de las empleadas de la compañía aérea y nos ofreció salir “ahora”. Tratando de no pensar en supersticiones y esas cosas… decidimos aceptar la oferta y llegamos a París casi cuatro horas antes de lo previsto.

París nos recibió con sol y con un trato de los parisinos muy distinto al que nos dieron la primera vez que estuvimos en la ciudad, ocho años atrás. Lo que no pudimos comprobar es si eran parisinos o no. En esta oportunidad, todos nos ayudaron y hasta nos hablaron en inglés. Por eso, como siempre decimos, las generalizaciones, tanto positivas como negativas, nunca son buenas. Aunque es muy fácil y cómodo hacerlas…

Además, la ciudad nos recibió con el control migratorio en la manga del avión. No es la primera vez que nos pasa, pero no sabíamos que ahora es la “nueva modalidad”. Los vuelos que provienen de determinados países son “inspeccionados” en la manga del avión, antes de pisar el aeropuerto. Yo entré sin problemas, pero a Dino le hicieron algunas preguntas. Aunque uno tenga todo en regla es inevitable ponerse nervioso y pasar un mal momento. Pero bueno, una vez ahí, nos dedicamos a disfrutar.

Encontrar la casa de Mariana y Pasquale, una pareja del couchsurfing, no fue nada fácil. Viven en la calle Aumon, un pequeño pasaje del Barrio Chino, que casi nadie conocía. Una vez que la encontramos, dejamos todo el equipaje y, como estaban trabajando, nos fuimos a dar una vuelta hasta la hora de la cena.

Cuando volvimos a la casa, nos esperaba una comida muy rica acompañada por unos pasteles que, no dudo, serán un éxito en el proyecto que están por emprender. Después de la cena, y con un rico té, Dino les hizo un pequeño show de magia del que disfrutó hasta la perrita, Dina. Sí, se llama Dina.

Al otro día, sólo queríamos caminar por la ciudad y a eso nos dedicamos. Por suerte nos tocaron dos días soleados que nos permitieron ver algunos lugares de París, que la lluvia de nuestra visita anterior nos lo había impedido. Por ejemplo, los pintores de Montmatre y la calle Lepiac. El barrio de Montmatre fue el que más recorrimos y nos encantó. Tanto caminamos que encontramos los escenarios donde se filmó parte de la película Amelié. Sólo faltó encontrar al enano…estaría de viaje?

Los invitamos a sumarse con un Me Gusta en la página de facebook de Magia en el Camino y a suscribirse al blog para que les lleguen las novedades en su correo electrónico. Es muy fácil. Tienen que escribir su correo en el recuadro donde dice “suscribite”, ir a la bandeja de entrada en su mail, buscar un mail de feedburner (puede caer en no deseados) y hacer click en el link que está en ese mail. Gracias!

Seguime en:

Aldana Chiodi

Los papeles dicen que soy geógrafa social (profesora), periodista y editora, pero me identifico más con ser viajera, escritora y aprendíz de fotógrafa de viajes. Me encanta viajar, escribir, fotografiar, conocer y compartir otras culturas, llevar magia y arrancar sonrisas por el mundo y la nueva vida que elegí junto con mi compañero y amor: La libertad es un viaje de ida.
Si querés saber más sobre mi historia podés leer acá.
También podés visitar mi blog personal o sumarte a las redes sociales.
Aldana Chiodi
Seguime en:

About Aldana Chiodi

Los papeles dicen que soy geógrafa social (profesora), periodista y editora, pero me identifico más con ser viajera, escritora y aprendíz de fotógrafa de viajes. Me encanta viajar, escribir, fotografiar, conocer y compartir otras culturas, llevar magia y arrancar sonrisas por el mundo y la nueva vida que elegí junto con mi compañero y amor: La libertad es un viaje de ida. Si querés saber más sobre mi historia podés leer acá. También podés visitar mi blog personal o sumarte a las redes sociales.

17 thoughts on “Aquí, París!

  1. Que lindo parissss jajajaja!!!
    Busnisimaaa todas las fotos chicos y como relatan cada detalle. cada vez que cierra el banco a las 15 Hs me dedico a leer concentrada MAGIA EN EL CAMINO.
    Que linda que es Dina jaja

    Besotes!!!!!

  2. Hola chicos!
    Hermosas las fotos, como siempre! Verlas y leer sobre sus andanzas es verdaderamente un respiro de aire fresco en nuestros rutinarios días. Ahora quiero saber sobre Holanda y el casamiento súper oragnizado y cronometrado!!!
    Besos!!

  3. Saben que París es una de mis ciudades favoritas… así que me dio una alegría enorme (y nostalgia, claro) leerlos y ver esas fotos hermosas con sol. Según Boris, el marido francés de mi amiga Myrna, no es muy común ver la torre bajo un cielo con nubes (él sostiene que la mayoría de las postales tienen el cielo pintado). Me alegro mucho que su paso por París haya sido lindo!!!
    César y yo les mandamos un beso grande.
    A Patrick (mi perro pit-bull) le encantó la perrita Dina… debe ser el glamour francés…

  4. Dino: me mataste con Dina jajajajaja
    y si todo esto es del 21 de mayo…… donde estan ahora?!!!!!
    comparto el comentario de mi prima ara, con esto de que nos hacen transportar un ratito hasta que (en mi caso) me subo al tren y subte jajaaj.
    Besotessss
    Meli-iara-hemilce

  5. Chicossssss, que hermoso y no saben cuando veo que están ahí al lado de la Torre me dió cosa. Me encanta esa disposición de ver y tomar las situaciones, yo también disfruto con Uds. este viaje. Abrazo

  6. Parissssssssss que lindo y con sol !!!
    me mata la foto de Dino & Dina jaja
    besos chicos sigan disfrutando y escribiendo que yo disfruto con uds… besos

  7. Cada día miramos el blog para ver en qué andan y nos encanta ver lo bien que están. La foto de París con la Torre Eiffel de fondo y SOL es fantástica. Habrá que ir por allí.
    Besiños para los doa
    Rosalía y Papá

  8. Hermoso todo chicos!
    Me mató que la perrita se llamara Dina… y la foto de Dino y Dina, no hablar! jajaja Buenísimo!
    Les mando un beso enorme
    Pato

  9. Saludos a los dos! Me alegra que estén disfrutando del viaje. Sólo faltó la foto de Dino en la manga, acosado por los oficiales franceses de inmigración…

  10. Luís tem razão: assim como em Paris, a segundo ida ao Rio de Janeiro será com Sol! Tenho fé! hehe. Linda as fotos onde foi feita as cenas do filme «O Fabuloso Destino de Amélie Poulain». Lembrei do funcionário do mercado, o «Collignon», de coração tão bom, mas que era maltratado pelo seu chefe. Quem não viu esse filme ainda, deve ver! Sem contar a trilha sonora, sem dúvida, uma das melhores! Espero que esteja tudo bem por aí. Continuem mandando notícias!

    P.S: o post sobre os sabores do Brasil me deu uma hambre… jajaja. Faz frio no Brasil, um feijãozinho cairia bem…

    Até mais!

  11. holaaaaa!!!! no me publicó!!?? como es?? bueno.. les decía que me puse al día con todo lo que estan viviendo!!!! (tenía rota la pc.. nose un virus en el explorer o algo asi no me dejaba entrar..) buenisimo chicos.. Logran trnsportarnos en el espacio aunque sea por un ratito.. ( hasta que nos subimos al 114!! jajaja).. me alegra verlos bien y disfrutando y cumpliendo este sueño… los quierooooo!!!!!!!!! un abrazooooo enorrrme…

  12. que legal tudo!! que bom chegar mais cedo em Paris e serem recebido aí com sol! da próxima, o Rio fará como Paris. Um abraço!

  13. Aldana y Dino.
    Mientras leo todas las entradas, recuerdo de Aldana escribiendo calmamente en nuestra casa. Fue muy gratificante tenerlos en nuestra casa. El placer fue nuestro.
    Sobre la llegada em Paris, me parece ya ter visto esta pelicula. (En el libro Atrapa tu sueño. La llegada ao micro y las cuatro horas antes de lo previsto es apenas el comienso de que tudo va a ser perfecto.
    Estamos felices e deseamos lo mejor en este sueño.

  14. Cuando en París le comenté a mi amigo Micael que notaba a los parisinos muy relajados y sonrientes, algo muy distinto de todo lo que me habían contado, me dijo: «Es que hay sol». Y sí, eran los primeros días de la primavera, estaban felices y muy bien dispuestos. Será cuestión de evitar pasar por allí en invierno.
    Me alegro de verlos tan bien!!! Un beso grande!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.