Tandil, un lugar soñado

[sg_popup id=»2″ event=»onload»][/sg_popup]

«Tandil, un lugar soñado». Así es el slogan de la ciudad y así parece que lo sienten sus habitantes. “Para mí, Tandil es mi lugar en el mundo. No tiene la vorágine de Buenos Aires ni la demasiada tranquilidad de un pueblo”, nos cuenta Mery, una de las tantas lindas personas que nos cruzaríamos en nuestra visita a la ciudad. “Además, hay naturaleza por todas partes” y me cuenta  sobre los lugares que elige para tomar mate, descansar y conversar con sus amigos. “Nos vamos al dique, a los cerros, al molino con el Quijote…”

Es que la ciudad de Tandil está rodeada por cerros.

Eso es algo de lo que más me gusta de las ciudades: que estén rodeadas de naturaleza. Si bien también disfruto mucho la gran metrópolis para pasear y descubrir historias y rincones, está bueno que al levantar la vista puedas ver una montaña o, si te alejas unos kilómetros, puedas cruzarte con un río, me encanta. No es algo que pase mucho en las grandes ciudades, aunque siempre tienen un rinconcito para escaparse y disfrutar de la naturaleza. En Tandil, uno está rodeado por cerros que pertenecen al sistema serrano de Tandilia, uno de los tres sistemas serranos que existen en la provincia de Buenos Aires.

12-10-2

Tandil es una ciudad mediana, en la que uno se demora unos 25 minutos en auto para ir de un extremo a otro de la ciudad, donde el colectivo cuesta 4,5 pesos y todavía tiene boletos de papel coloridos. Tandil nació a partir de la creación de un fuerte, en la época en que el gobierno pretendía avanzar sobre tierras que pertenecían a los indígenas. Mery nació en esta ciudad y con sus amigos, cuando tienen tiempo y ganas (y cuando no hay una invasión de turistas) se escapa a alguno de los cerros o paseos naturales que hay en los alrededores.

Pueden ir al lago y sus alrededores:

Mery nos contó que este es uno de sus lugares preferidos para visitar con sus amigos. Cuando lo vimos entendimos por qué. Imaginamos que los atardeceres en el lago son de ensueño. Ese día, con el frío que hacía, igual había autos estacionados con grupos de amigos escuchando música y tomando mate. En la zona está la pileta municipal y cerca de allí se puede visitar la Villa del lago para contemplar nuevas vistas de la ciudad y los monumentos a el Quijote y Sancho Panza.

12-8-2

12-9-2

12-11-2

12-13-2

12-12-2

 

Pueden ir al Cerro Centinela:

Allí, es posible hacer un recorrido de unos 20 minutos en aerosillas para observar desde otro ángulo el paisaje. También hay pinares, viejas canteras de explotación minera y un monumento granítico en posición vertical de casi 7 metros de altura. Además, se puede comer un rico asado o degustar una de las picadas tradicionales de la ciudad en alguno de los paradores.

12-4-3

12-3-4

12-2-4

12-15

 

Pueden ir al Parque Independencia:

Este parque es conocido como El mirador de la Ciudad, ya que se encuentra en la zona urbana, a 285 metros de altura. La portada de granito fue donada por la comunidad italiana en 1923 y el castillo Morisco que se observa en la cima fue donado por la comunidad española. Allí, es posible almorzar, cenar o tomar el té observando hermosas vistas y atardeceres. Sobre una de las laderas se encuentra la Plaza de las Banderas y, sobre la otra, el anfiteatro Martín Fierro en el que se realizan varios recitales y eventos.

12-14

12-2-3

12-3-3

12-4-2

12-5-2

12-6-2

12-7-2

 

Pueden ir al Cerro El Mate – Paseo de los pioneros:

Lo bueno de este camino es que puede realizarse en auto, moto, bicicleta o a pie. Nosotros no pudimos hacerlo, pero quedará para nuestra próxima visita. En el camino no solo se observa el paisaje serrano, sino que es posible aprovechar alguno de los espacios destinados a descanso para conectarse mejor con la naturaleza. También hay manantiales, miradores y vestigios de la actividad de los picapedreros.

Pueden ir al Parque del Bicentenario:

Este parque lo descubrimos de casualidad cuando volvíamos caminando desde la casa de René Lavand hacia el centro. Estábamos emocionados por el encuentro que acabábamos de tener y necesitamos caminar para asimilar lo vivido. Otro lindo espacio verde para disfrutar en familia o con amigos.

12-3-2

12-2-2

12-13

Pueden ir al Monte Calvario:

Menos en semana santa, que es cuando miles de fieles llegan al monte para realizar el vía crusis, el Monte Calvario es otro de los lugares elegidos por los locales para pasear y descansar. En Semana Santa, este monte y sus alrededores se llena de gente y de artesanos que venden sus productos. Además, hay puestos de venta de comida y bebidas que invaden la zona. El circuito religioso se completa con la visita a parroquias, templos luteranos e iglesias imponentes. La escalinata de acceso al cerro tiene 195 peldaños y desde abajo ya se puede observar una enorme cruz.

Pueden ir al Cerro la Movediza

Este es, posiblemente, uno de los paseos más conocidos de la ciudad. La piedra movediza se convirtió en un ícono de Tandil y hoy forma parte del logo que la identifica. En febrero de 1912, la piedra perdió su extraño equilibrio y cayó. En la actualidad, tres de sus partes se encuentran en la ladera del cerro. En 2007 se inauguró una réplica donde antiguamente se encontraba la original. Nos contaron que antes, también iban a tomar mate al lado de la famosa piedra, pero ahora está protegida y los mates quedan para otro sector.

12-4-4

 

12-3-5

12-2-5

12-16

 

Como me dijo Mery, en Tandil hay muchos lugares para escaparse un rato «de la ciudad». ¿Ustedes con cuál se quedan?

Pueden conocer más sobre la historia de Tandil y otras curiosidades en «Tandil, un lugar con historia».

¿Quieren saber una curiosidad? Si observan el mapa de la ciudad (de costado) y las tres rutas principales que la rodean se forma un dibujo muy similar a la movediza. ¿Será casualidad?

 mapatandil

¡¡Gracias Juan Sebastián y familia Bujosa por mostrarnos parte de esta hermosa ciudad!! Se vienen más post. No se los pierdan! Esto no termina acá.

 

Si todavía no tenés dónde alojarte en Tandil, podés buscar en este banner. Si reservas algo por acá, a vos te sale lo mismo y a nosotros nos dan una pequeña comisión que nos ayuda a seguir con Magia en el Camino. ¡Gracias!


Booking.com


 

¡Gracias Hotel Plaza y buses Río Paraná por acompañarnos en este viaje!
¿Te gustó el post? Te invitamos a compartirlo y a sumarte con un Me Gusta en la página de facebook de Magia en el Camino. También te esperamos en twitter acá y en Instagram acá. Gracias!

¿Ya conocés nuestro libro de viajes? Se llama «Magia es Viajar» y cuenta nuestras vivencias por Asia, África, América y Europa.
Es una producción independiente y con tu compra nos ayudás a seguir con todo lo que implica Magia en el Camino. Para sumarte hacé click aquí.

Seguime en:

Aldana Chiodi

Los papeles dicen que soy geógrafa social (profesora), periodista y editora, pero me identifico más con ser viajera, escritora y aprendíz de fotógrafa de viajes. Me encanta viajar, escribir, fotografiar, conocer y compartir otras culturas, llevar magia y arrancar sonrisas por el mundo y la nueva vida que elegí junto con mi compañero y amor: La libertad es un viaje de ida.
Si querés saber más sobre mi historia podés leer acá.
También podés visitar mi blog personal o sumarte a las redes sociales.
Aldana Chiodi
Seguime en:

Latest posts by Aldana Chiodi (see all)

6 thoughts on “Tandil, un lugar soñado

  1. Pingback: ¿Viajar embarazada? 7 experiencias de mamás travel bloggers

  2. Tandil es una de las ciudades más bonitas de Argentina. Limpia, acogedora, llena de historias…pueden ir a «época de quesos», un deleite para el gusto, olfato y la vista!!!

  3. Linda ciudad, lindos lugares para caminar y descansar. Ubicada estratégicamente muy bien entre la capital y la costa, con buenos servicios y lo mejor de todo: el paisaje.

  4. Así es! Así de lindo es mi Tandil! Gracias por estas palabras chicos! confieso que me sorprendieron..Igualmente tienen que seguir recorriendo..queda mucho por ver! Los espero para compartir otros paseos y seguir disfrutando esa sensación de paz que espero les hayan transmitido estas vistas..Abrazos a los tres! Y espero sea hasta pronto!

  5. cuenta la leyenda, que en epocas del fuerte, se organizaba un malon para atacar y saquear al fuerte y sus viviendas. Un aborigen le propuso matrimonio a su prometida al regreso de la expedicion pero este fue capturado por los soldados. De todas formas se las ingenio para enviarle un mensaje: el se escaparia en la primer luna nueva y ella debia esperarlo en un paraje que conocian en las sierras y desde donde el fuerte se veia. A la media noche, cuando todos dormian el intentó fugarse pero fue descubierto y muerto. Ella lo espero durante toda la noche, dias enteros y semanas. Petrificada como un Centinela aun espera. Leyenda autoctona de la piedra El Centinela.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.