Table Mountain, una de las nuevas siete maravillas del mundo

Cuando escucho que un lugar específico es una “maravilla del mundo” me pregunto cómo hacen o qué tienen en cuenta para afirmar semejante cosa. Y también siempre me pregunté por qué “siete” y no “diez”, ya que es un número más “redondo” y es común leer cosas como “Los 10 destinos más caros del mundo” o “Las 10 playas más desiertas del mundo”. Pero las siete maravillas naturales del mundo siempre me llamaron la atención. Además, la forma en que las seleccionaron esta vez (utilizando el “me gusta”en Facebook y otras formas de votación por el estilo) no contribuye a la credibilidad, más allá de que sé que, en muchos casos, solo se busca promocionar lugares y así, aumentar el flujo de turistas y los precios (que suben desproporcionadamente).
Algunas de esas maravillas del mundo, efectivamente, son lugares que sobresalen por su belleza. Pero poder decir que de todas las maravillas naturales que hay en el mundo, estas siete son las mejores es algo, por lo menos para mi, un poco exagerado y, por supuesto, muy subjetivo.

La Montaña de la Mesa se puede ver desde casi todos los puntos de la Ciudad del Cabo, como les mostramos en el post Cape Town, desde el bus

12-24

12-21

 

Más allá de eso, Table Mountain, en Sudáfrica, es una de esas nuevas siete maravillas del mundo. Es un lugar muy lindo, con unas vistas impresionantes de Ciudad del Cabo, pero si hubiera tenido que elegir no sé si la hubiera ubicado entre las siete primeras. Como lo dice su nombre, es una montaña que parece una tabla o mesa y que forma parte del Parque Nacional Montaña de la Mesa (Table Mountain National Park) . Este parque se ubica en la provincia occidental de El Cabo, en Sudáfrica, y fue establecido en 1998. El Parque no solo presenta el atractivo de la Montaña de la Mesa, sino que también incluye la montaña conocida como Cabeza de León (Lion´s head), los 12 Apóstoles y el famoso e histórico Cabo de Buena Esperanza.

Vista de la Cabeza de León desde la cima de la Montaña de la Mesa.

12-1205

 

Una de las paradas del bus turístico, la número 13, es la que llega hasta la base del telesférico. Como las otras opciones para llegar son el taxi (bastante caro) o los colectivos urbanos (las combis que casi ningún turista toma), muchos optan por contratar el recorrido del bus turístico y aprovechar para visitar esta atracción. El bus sube parte de una colina y llega a un descanso donde se puede sacar el ticket y esperar el turno para subir a la cima. Ya desde esa altura se observan lindas vistas de la ciudad, pero todavía falta lo mejor. Eso sí, los negocios de sourvenirs, los cafés y los kioscos ya empiezan a tentar al viajero.

 

Acá se observa una parte del descanso a donde llegan los buses rojos (se ve uno en el fondo) y desde donde ya se tienen vistas panorámicas de la ciudad y de la montaña conocida como Cabeza del León.

llegada de los buses

Frente al parador que observan en la imagen anterior, se encuentran los comercios y la oficina de tickets.

estacióntablemountain

 

Los carros del teleférico tienen la particularidad de que giran durante el ascenso y el descenso, de manera que todos los visitantes puedan tener una vista panorámica de la ciudad y de los paisajes. Por eso, no se desesperen por estar en las “ventanas” (los lugares abiertos) del carro, ya que durarán ahí unos pocos segundos.

teleféricotablemountain

 

Subiendo…

12-1215

12-1181

 

Una vez en la cima, la libertad es total para caminar o observar el hermoso paisaje. Existen algunos caminos señalizados sobre la base plana de la montaña, que se alejan de la parte más concurrida y muchas personas los recorren a medida que conocen la flora del lugar. Pero muchos otros, como nosotros, se limitan a caminar por las cercanías de la zona más “poblada” y observar las espectaculares vistas. En esa zona a la que llamo más “poblada” encontramos un café y restaurante, baños y puestos de venta de souvenirs.

12-1183

12-1191

12-1202

12-1210

Mientras caminamos por la cima es importante estar atentos a la sirena. Si escuchamos que suena una sirena debemos ir inmediatamente hasta el teleférico para descender lo antes posible. Esto es así porque suele haber fuertes vientos que no avisan de su llegada y que dificultan el descenso. Por eso tampoco debemos confiarnos que si el tiempo está soleado y lindo en la ciudad no quiere decir que el ascenso a la Montaña de la Mesa esté asegurado, ya que los vientos en altura son muy fuerte. Para comprobar que el teleférico esté abierto y que se puede hacer el ascenso es necesario chequear la información en la web oficial. En la parte superior de la pantalla se brinda la información sobre el estado del teleférico en cada momento: abierto o cerrado.

La Montaña de la Mesa para los más aventureros.

Para los viajeros o los locales más aventureros existe la posibilidad de subir hasta la cima a pie, siguiendo alguno de los cientos de senderos que se fueron formando en las laderas. En la siguiente imagen podrán ver algunos de ellos. El trayecto puede durar entre 2 y 5 horas de acuerdo con el estado físico de cada uno. Además, algunos realizan escalada.
También es posible subir a pie la Cabeza de León, desde donde se tienen espectaculares vistas de los atardeceres.

12-1187

Más allá de que no sé si incluiría este paseo en las siete maravillas del mundo, es un lugar que vale la pena visitar y disfrutar.

Información útil

– Los tickets se pueden comprar en las ventanillas de la base del teleférico o por internet en la web oficial. Si los tickets se compran por internet, tienen 14 días para usarlos desde el día en que se adquirió. Pasados los 14 días deja de tener validez.

– El precio del ticket en internet cuesta:

Ida y vuelta para adultos (mayores de 18 años): 185 rands (ZAR), que son aproximadamente 20 dólares estadounidenses.

Solo ida o solo vuelta para adultos (one way): 100 rands (11 dólares)

Ida y Vuelta para menores: 90 rands (10 dólares)

Solo ida o solo vuelta para menores (one way): 47 rands (5 dólares)

Los menores de 4 años no pagan.

Si se sacan los tickets en ventanilla hay un pequeño aumento, por ejemplo, en vez de 185 rands cuesta 205.

Las otras maravillas del mundo seleccionadas son: las Cataratas del Iguazú (Argentina y Brasil), la Amazonia (América del Sur), la Isla Jeju (Corea del Sur), el Parque Nacional de Komodo (Indonesia), el río Subterráneo de Puerto Princesa (Filipinas) y la Bahía de Ha long (Vietnam).

¿Te gustó el post? Te invitamos a compartirlo y a sumarte con un Me Gusta en la página de facebook de Magia en el Camino. También te esperamos en twitter acá. Gracias!

¿Ya conocés nuestro libro de viajes? Se llama “Magia es Viajar” y cuenta nuestras vivencias por Asia, África, América y Europa.
Es una producción independiente y con tu compra nos ayudás a seguir con todo lo que implica Magia en el Camino. Para sumarte hacé click aquí.

Aldana Chiodi
Seguime en:

Aldana Chiodi

Los papeles dicen que soy geógrafa social (profesora), periodista y editora, pero me identifico más con ser viajera, escritora y aprendíz de fotógrafa de viajes. Me encanta viajar, escribir, fotografiar, conocer y compartir otras culturas, llevar magia y arrancar sonrisas por el mundo y la nueva vida que elegí junto con mi compañero y amor: La libertad es un viaje de ida.
Si querés saber más sobre mi historia podés leer acá.
También podés visitar mi blog personal o sumarte a las redes sociales.
Aldana Chiodi
Seguime en:

Latest posts by Aldana Chiodi (see all)

One thought on “Table Mountain, una de las nuevas siete maravillas del mundo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.