¿Y si probamos en la calle? (Isla de Mozambique)

 


Nos dimos cuenta de que en África la magia es magia. Las reacciones que tienen los chicos y grandes en estas tierras son difíciles de transmitir a través de la escritura. Nos sorprenden a nosotros. Nos encanta lo receptivos que son. No “saben” que lo que están viendo es una ilusión, para ellos es magia. Y el lugar donde lo comprobamos también es mágico: la Isla de Mozambique.

 

La Isla de Mozambique, a 200 km de Nampula, en el norte del país, nos tenía una sorpresa. Además de ser un lugar que nos cautivó por su belleza natural, su vida tranquila, su mar turquesa y su ciudad “de piedra” (como llaman a la parte antigua que rodea el fuerte) sería el lugar donde por primera vez la magia salía a la calle.

Algunas postales de Isla de Mozambique.

 

Hay tantos chicos en Mozambique (en África en general) que no hace falta visitar escuelas u orfanatos. Ellos están ahí, donde mires. Juegan al costado de la ruta, llevan agua, venden bollos o pescados fritos, corren, se ríen y pelean. Igual que miles de chicos en el mundo.
En estos lugares lo mejor que se puede hacer es caminar. Y caminamos mucho. Siempre decimos que “si uno camina pasan cosas”. Es más fácil estar en contacto con la gente y conversar con ellos. Es más fácil mirar con ojos más atentos, detenernos en detalles y descubrir costumbres, que desde un bus o un avión es casi imposible ver. Así que en la Isla de Mozambique decidimos caminar.

Apenas nos alejamos unos pasos de donde estábamos alojados vimos una bomba de agua. En los poblados no existe el agua corriente, toda el agua que se consume es de pozo. Algunos tienen la suerte de que los pozos se localizan en el poblado, como ocurre en la Isla de Mozambique, pero en otros casos, las personas tienen que caminar muchos kilómetros para poder llenar un balde o cubo con agua. Y no solo las mujeres y hombres adultos se encargan de ir a buscar el agua, sino que es muy común ver niñas y niños que desde muy pequeños transportan sobre sus cabezas pesados baldes llenos de agua.

 

 

 

Alrededor del pozo de agua había mucha gente y muchos bidones de colores. Los bidones estaban en fila esperando su turno para ser llenados. Mientras, algunas mujeres y chicos conversaban, otros sacaban agua de un pozo, otros jugaban, otros lavaban la ropa. Cada uno estaba en su actividad matutina. Hasta que llegó Magia en el Camino.

Dejaron de hacer sus actividades…

 

 

 

Se amontonaron alrededor de Dino…

 

Y disfrutaron…

 

 

Fue tan buena la experiencia que decidimos hacer lo mismo varias veces durante nuestra estadía en la isla. Al principio, eran cuatro o cinco personas, pero en menos de un minuto la cantidad se cuadruplicaba.

 

 

 

Esos gestos, gritos, aplausos y alegría nos contagió de buena energía durante toda nuestra estadía en la isla. Una isla con una zona colonial, con su fuerte abandonado, callejones empedrados, iglesias y paredes desgastadas por el paso del tiempo,  que invitan a imaginar historias del pasado: de la llegada de Vasco da Gama y de los primeros portugueses, del arribo de barcos comerciales árabes que utilizaban la isla como punto de intercambio y partida hacia nuevas rutas, como Madagascar, y de la vida de ese momento tan diferente a la actual. ¿Sería tan diferente a cómo viven hoy en la isla?

Durante muchos años, desde sus actuales edificios declarados patrimonio de la humanidad por la Unesco, se organizaba la vida económica y política de la región. Un territorio tan pequeño fue capital del África Oriental Portuguesa hasta finales del siglo XIX, cuando Maputo tomó la posta (en ese momento, la actual capital del país se llamaba Lourenco Marquez).
Pero todo en la isla no es “colonial”. La mayoría de la población vive en Makuti, la parte de la isla cercana al puente que la une con el continente. Casi todos los pobladores pertenecen a los makuas, el más numeroso de los 16 principales grupos étnicos que habitan Mozambique. La vida de estas personas transcurre entre la pesca, la venta de productos en el mercado y el descanso. A su ritmo, la isla cobra movimiento cuando asoma el sol, se duerme durante parte de la tarde y retoma su actividad cuando el sol está por desaparecer. Así es la isla: lenta, pero mágica. Una isla donde la magia de su pasado nos atrapó y donde nuestra magia quedó grabada en la sonrisa de muchos de sus habitantes.

Algunas imágenes más de la isla mágica.

 

Esperamos que se hayan enamorado de esta isla como lo hicimos nosotros! Un lugar mágico en el norte de Mozamique.

 

Información práctica.

La mejor manera de llegar a la isla desde Maputo es con un vuelo interno hasta la ciudad de Nampula (desde donde salen rutas y caminos a varios lugares turísticos de la zona). Desde allí hay que tomar una chapa (bus pequeño) que sale a partir de las 5 de la mañana (salen cuando se llenan, por lo tanto no hay un horario establecido). La mayoría de las chapas llegan hasta el puente de 3,5 km que une la isla con el continente. Allí hay que cambiarse a una chapa abierta, más chica, para cruzar el puente. Para la vuelta a Nampula solo hay una chapa que sale a las 4 de la mañana. Si se pierde esa, es necesario tomar una a Monapo y, desde allí, otra a Nampula.

El tiempo de traslado entre un lugar y otro puede ser de todo el día, ya que las chapas salen cuando están llenas, paran muchísimas veces en el camino y las rutas no siempre están en buenas condiciones.

La isla de Mozambique no cuenta con playas “paradisíacas”, pero es posible visitar algunas pequeñas islas cercanas, como la de Goa (o Watólofu). Como los barcos suelen ser para seis personas, es mejor buscar a otros viajeros para abaratar los costos.

Más información en la guía de Mozambique.

¿Te gustó el post? Te invitamos a compartirlo y a sumarte con un Me Gusta en la página de facebook de Magia en el Camino. También te esperamos en twitter acá y en Instagram acá. Gracias!

¿Ya conocés nuestro libro de viajes? Se llama “Magia es Viajar” y cuenta nuestras vivencias por Asia, África, América y Europa.
Es una producción independiente y con tu compra nos ayudás a seguir con todo lo que implica Magia en el Camino. Para sumarte hacé click aquí.

Seguime en:

Aldana Chiodi

Los papeles dicen que soy geógrafa social (profesora), periodista y editora, pero me identifico más con ser viajera, escritora y aprendíz de fotógrafa de viajes. Me encanta viajar, escribir, fotografiar, conocer y compartir otras culturas, llevar magia y arrancar sonrisas por el mundo y la nueva vida que elegí junto con mi compañero y amor: La libertad es un viaje de ida.
Si querés saber más sobre mi historia podés leer acá.
También podés visitar mi blog personal o sumarte a las redes sociales.
Aldana Chiodi
Seguime en:

About Aldana Chiodi

Los papeles dicen que soy geógrafa social (profesora), periodista y editora, pero me identifico más con ser viajera, escritora y aprendíz de fotógrafa de viajes. Me encanta viajar, escribir, fotografiar, conocer y compartir otras culturas, llevar magia y arrancar sonrisas por el mundo y la nueva vida que elegí junto con mi compañero y amor: La libertad es un viaje de ida. Si querés saber más sobre mi historia podés leer acá. También podés visitar mi blog personal o sumarte a las redes sociales.

19 thoughts on “¿Y si probamos en la calle? (Isla de Mozambique)

  1. Hola!!! iremos a Isla de Mozambique en julio. Me fascinaron tus fotos y tu excelente relato.
    Dime, se puede tomar un taxi desde nampula a la isla? Uber? existe alli?
    Gracias
    angelica

    • Hola! Uber creo que no hay. La manera de viajar es como la que describimos en el texto, con los buses pequeños. Posiblemente haya traslados privados que puedan contratar en alguna agencia. Son 200 km desde Nampula, a lo mejor es mucho para hacerlo en taxi, pero a lo mejor pueden arreglar con algún taxista de la ciudad un precio. No creo que estén acostumbrados a hacer ese trayecto, pero algo seguro hay.
      O, si llegan al aeropuerto, a lo mejor ahí mismo pueden averiguar por un taxi.
      Muchas suerte!

  2. Queridos Amigos, que lindos relatos que fotos!!!!! les mandamos un gran beso x 6!!! desde la Penísula de Valdes!!! si no nos volvemos a escribir Felíz Navidad y Feliz AÑO!!!!! Los Rodando Ando

  3. Africa !!! sonrisas blancas y piel negra !!! que gasnas de ir pa´lla
    felicitaciones por la magia y las fotos y un largo etc chicos !!!
    Martin y Romina

  4. Los felicito por las fotos! que hermosos lugares. Muy colonial el lugar, pero se ve muy interesante e hicieron bien en “caminarlo” mucho. Las caritas de los chicos increíbles, y de los grandes, también. Hermosa entrada. Besos!!!

  5. Se nota que la vida en la isla de Mozambique es muy tranquila, se la ve muy bella….y además las fotos también tienen su magia…..
    ¡¡ hermosas!!!
    Muchos Besos..

  6. Que buenas fotos y que alegria la de los chicos que tal vez nunca vieron hacer magia, se ve que lo han disfrutado con sus amplias sonrisas y cara de asombro, que bueno que le dieran un poco de felicidad

  7. Chicos, me enamoré de esa isla! Por favor!! Qué gente, qué fotos, qué colores! Increíble, me quiero teletransportar para allá ya! Qué lindo que hayan empezado a hacer magia callejera! Amé las fotos de este lugar. La foto de los dos nenes cargando los baldes naranjas m e e n c a n t ó

    Sigan viajando y siendo felices 🙂 Los esperamos a la vuelta

  8. DINO, quedate unos días más haciendo magia y serás el futuro Rey de Mozambique o EL DIOS DE MOZAMBIQUE, vos lo dijiste, no ven magia, creen en la magia. Cuántas películas hizo Hollybolú centrado en la historia del blanco que llega a la tribu y es un Dios? ja ja ja ja. Mostro, me dejaste con varias cosas, como siempre, lo de la lágrima y eso ya ni te lo pongo, pa qué, sabés que siempre se los digo porque Africa es parte de mi pasado, larga historia contada en persona en casa. Lo primero que me dejaste es RE CALIENTE de ir a MOZAMBIQUE porque encima hablan portugués y yo soy más brazuca que cordobé fernesero, además hace poco un vecino de quien creo que ya hablamos me mostró unas fotos de locos de Mozambique, veo el mar turquesa de aquellas fotos y las tuyas y no entiendo éso de MOZAMBIQUE no tiene playas paradisíacas… QUE PASO? Con ése color de agua, con ése mar, que onda? no hay arena? hay piedras? están sucias? Porque me quiero ir YA para allá y soy capaz de querer quedarme a vivir. Gracias por las fotos y la info. Abrazo y contamos los días para tenerlos en casa.

    • jajja
      Sí que tiene playas paradisíacas!! Esperá a ver los próximos post!! En la Isla de Mozambique el color del agua es increíble, pero las playas no tanto, en cambio, en Quirimbas… pronto llega!!
      besos y abrazos a la familia!

  9. Al igual que a Marcos, me sensibilizó mucho este post. En realidad, como les vengo siguiendo de todo el viaje, todos los post me han llegado, pero algunos tienen un tinte diferente. Algunos me divierten, otros me sensibilizan, pero en general todos me alegran y me motivan. Yo no sé si es que me voy poniendo adulto o qué pero ver cómo esperan el agua me puso un toque triste. A la vez también me concientiza. El resto, buaa, para qué decirlo, ya no quiero cansar de decírselos, me encanta lo que hacen con la magia; y algo que me gustó más en esta oportunidad que en otras fueron las fotos. Los edificios, las calles, el mar… En fin, que la magia no se termine nunca! Cómo se vuelve después de esto? un abrazo a los dos!

    • Hola GUido!
      Sí, el tema del agua es un problema muy grande en muchos países y que muchas veces no llegamos a dimensionarlo porque abrimos la canilla y sale agua… En este caso, el pozo estaba en la aldea, por lo que la rutina de ir a buscar agua allí forma parte de su cotidianidad y muchos creen que es la única posibilidad de acceder a ella. Pero el problema es mucho peor en los lugares donde los pozos de agua quedan a muchos kilómetros de la aldea… algo muy común en las zonas más rurales, no sólo de África, sino también, por ejemplo, de India.
      Gracias, muchas gracias por tus lindas palabras sobre el viaje, el proyecto y las fotos!
      Un beso grande!

  10. Chicos, les voy a decir algo y me van a tildar de maricón/chiflado…Pero viendo las fotos, leyendo la historia, imáginandome la vida de la gente en África y prestando especial atención a las caras y expresiones antes y después de que empezara la magia, estuvo a punto de que se me caiga una lágrima, de la emoción, y juro que no es joda!
    Esas sonrisas y esas fotos de nenes de risa fácil me llegaron mucho. Los felicito, y no nos dejen tanto tiempo sin sus historias, que se extrañan!
    Un gran abrazo!

  11. GENIOOOS!!!!!!!!!! Q hermoso lugar!!! Y q hermosa sensación generar semejante reacción, tan genuina, se ve en los gestos… Grandes fotos!
    Los felicito!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.